Arte Munar
Boca de Fuego

En homenaje al artista boquense Pedro Zonza Briano (Buenos Aires, 1866 – 1941) quien crea en el año 1916 la escultura “Boca de fuego” en la que explora las posibilidades del material y recurre a la estética del “non finito” (lo inacabado) logrando contrastes y modulaciones entre las superficies lisas y rugosas de un retrato en femenino. Obra que se encuentra actualmente la colección del Museo Benito Quinquela Martín.

MUNAR cuenta en su primer piso con un gran taller destinado a nueve artistas. Una casona grande de estilo boquense restaurada y sin puertas divisorias generando un gran taller de trabajo y encuentro. El espacio está pensado para que tres de los nueve artistas puedan vivir en él. Los artistas podrán disponer durante dos años de este gran taller colectivo sin restricciones horarias ni  imposiciones de concurrencia obligatoria para crear libremente sus obras. Carlos Herrera, Director Artístico de MUNAR (artista y gestor independiente) es quien coordinará el desarrollo de actividades de estos talleres.

Con el fin de hacer plural la selección de los nueve artistas a formar parte de este gran taller, Herrera convocó a los artistas Marcela Sinclair y a Luis Terán para realizar una búsqueda y selección de los mismos. El guión conceptual para esta selección fue el de pensar en artistas que tengan en sus prácticas y obras un desarrollo manual en la materialidad plástica y creativa. Artistas con deseo productivo.

Actividades

Se coordinarán actividades de encuentro con artistas Boquenses que trabajen con oficios tradicionales para generar vínculos reales con la escena artística del barrio y además se invitarán a expertos en oficios que los artistas consideren de interés general para estimular sus capacidades y creatividad. Cada dos meses se realizará un estudio abierto para que el público en general pueda visitar los talleres, conocer a los artistas, sus obras nuevas y la evolución de las mismas a través de Munar.

¡Desarrollar capacidad manual en oficios es la meta!